Exposición Almería de Piedra. Construcciones tradicionales en Piedra Seca • Beires • 14 al 31 de agosto • Centro de interpretación de la minería

Beires • 14 al 31 de agosto • Centro de interpretación de la minería

La obra más notable del territorio almeriense no la conforman los castillos, iglesias o demás patrimonio monumental, sino que es una obra popular levantada durante generaciones a base de esfuerzo y pericia. Y la conforman los miles de balates que aterrazan nuestras sierras, los paisajes del agua armados en torno a los sistemas hidráulicos y las construcciones tradicionales de nuestras aldeas y pueblos.

Para levantar esta obra popular se utiliza una técnica ancestral conocida como piedra seca, de tal manera que las piedras se encajan sin necesidad de material aglomerante para dejar actuar la gravedad.

Estas construcciones universales en piedra se han usado especialmente en los espacios mediterráneos donde han generado los paisajes agrarios de montaña que han sustentado los asentamientos humanos y zonas de cultivo. Esto ha propiciado que esta técnica haya entrado a formar parte del Patrimonio Cultural e Inmaterial de la UNESCO propiciada por una candidatura conjunta de Chipre, Grecia, España, Croacia, Suiza, Bulgaria, Francia y Portugal.

El territorio almeriense está atravesado por múltiples sierras (Nevada, Gádor, Filabres, María, Alhamilla, Cabrera, Calar y Estancias, Almagrera, Almagro, Gata…) con variados suelos y altitudes. Esta verticalidad obliga a la construcción de una extensa escalera de balates que además de servir de soporte agrario, almacenan los paquetes de tierra que mejoran la biodiversidad y frenan la erosión en un ejemplo de relación equilibrada entre el ser humano y la naturaleza motivo en el que se fundamenta la declaración como Patrimonio de la Humanidad. Hecho en Almería encuentra su máximo exponente en paisajes agrarios como los de Ohanes, Abrucena, Bayárcal, Paterna, Laroya, Velefique, Senés, Castro de Filabres, Olula de Castro, Lubrín, Benizalón, Bacares o Chercos. También en los múltiples paisajes parraleros.

La técnica de la piedra seca sirve igualmente para levantar un amplio abanico de construcciones como eras, argamasones, cimbres, acequias, hornos, cercas, pajares, contrafuertes, hornacinas, puestos de caza, solerías, refugios de pastores, corrales, palomares, paravientos, majanos, lindes, mojones... En definitiva, un extenso patrimonio popular que en Almería alcanza un alto valor diferencial y tipológico que merece ser conocido y puesto en valor.

Juan Antonio Muñoz Muñoz. Coordinador.

 

Puede acceder a la exposición AQUÍ